10 mil amantes de la literatura se dan cita en Buenos Aires

There are several Replica Roex websites that are dedicated specifically to the online sale of quality replicas, perfectly assuming the nature of the products and offering all the technical support. To find out which ones you can trust, see for example the Replica Gucci Handbags Reviews, which analyzes and ranks top replica watches sellers.Still, Replica Christian Dior Handbagswe emphasize that we do not recommend the conscious acquisition of a replica in any way. A copy never replaces the original, and even if you think you can fool others, you’re really only fooling yourself. If you want a top watch and you do not have the conditions to get it, it is always best to start your collection with an authentic Replica Watches of a lower brand but still of Replica Roex Watches the highest quality.

10 mil amantes de la literatura se dan cita en Buenos Aires

El nigeriano Leye Adenle lee durante un recorrido por el Malba. Foto: Google

Lecturas de escritores consagrados y noveles, conferencias magistrales en auditorios llenos y lecturas íntimas en rincones de la Biblioteca Nacional argentina una performance para (volver a) caminar con un libro en la mano, un recorrido por el museo junto a escritores, un concierto y una fiesta silenciosa de lectura. El festín literario propuesto por el festival Filba Internacional incluyó estas y otras actividades a lo largo de diez días entre Montevideo y Buenos Aires. Unos 10.000 amantes de los libros participaron en su novena edición, que terminó el domingo y tuvo como eje temático la violencia.

Más de una veintena de escritores extranjeros (procedentes de España, Chile, Colombia, México, Uruguay, Francia, Suiza, Inglaterra, Islandia, Nigeria y Estados Unidos) y un centenar de autores argentinos formaron parte de un festival que año tras año invita a descubrir nuevas voces y a probar cócteles de literatura con otras artes. El cuentista estadounidense David James Poissant y la británica Claire-Louise Bennett, autores de El cielo de los animales y Estanque respectivamente, junto a la argentina Leila Sucari, quien debutó con su novela Adentro tampoco hay luz, fueron invitados tras haber publicado su primer libro. El francés Jean Echenoz y la española Belén Gopegui en cambio, atrajeron a un público que los sigue desde hace años.

Fuente: El País